Indígenas de la cuenca del Caura contaminados con mercurio

Población de Surapire en el bajo Caura durante la realización de encuestas y recolección de muestras. Foto cortesía Dr. Salvador Penna

Así lo revela el estudio realizado por la Sociedad para la Conservación de la Vida Silvestre, Fundación La Salle y la Universidad de Oriente entre 2011 y mayo 2012, el cual evaluó niveles de mercurio en el cabello de 152 mujeres adultas y niñas que habitan en cinco comunidades de las etnias yekuana y sanema

Los científicos locales lo habían advertido en 2006 cuando los mineros ilegales irrumpieron en la cuenca del río Caura, una de las últimas fronteras forestales de bosques húmedos del planeta que se conservaba prístina.
“La minería dispersa, en grandes áreas, tóxicos mercuriales y contamina los peces con mercurio y por ende a las poblaciones humanas que los consumen”, afirmaron entonces 19 académicos de los Centros de Investigaciones Ecológicas y Antropológicas de la Universidad Nacional Experimental de Guayana (Uneg) y de la Fundación La Salle de Ciencias Naturales.
Seis años después, los resultados del primer estudio realizado en la cuenca del Caura para evaluar los niveles de mercurio en las poblaciones yekuana y sanema, revelan que el 92% de las indígenas examinadas están contaminadas, al presentar niveles muy superiores a los 2 miligramos por kilogramo (mg/Kg) establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS). 
El estudio, llevado a cabo entre 2011 y mayo 2012, fue coordinado por un grupo de investigadores de la ONG Sociedad para la Conservación de la Vida Silvestre, Fundación La Salle de Ciencias Naturales y Universidad de Oriente, a petición de la Organización Indígena de la Cuenca del Caura "Kuyujani" (Oicck) y para dar continuidad a un informe de 2010 que determinó niveles en los peces Aimara, Bagre chola y Curbinata de hasta 1,80 microgramos de mercurio por gramo de tejido, cuando el valor permitidopor la OMS es 0,5 mg/kg.
Asdrúbal Sarmiento, coordinador general de la Oicck, explicó que estos datos generaron preocupación en las comunidades indígenas de la zona porque su dieta alimenticia se basa en el consumo diario de peces. “Estas especies de pescados son los favoritos de los indígenas, pero con esos resultados convocamos una asamblea para prevenir a las comunidades indígenas del Caura de que no comieran estos peces todos los días sino una vez a la semana o cada diez días”.

el dato La cuenca del Caura se ubica al suroeste de Venezuela y abarca los Municipios Sucre y Cedeño del estado Bolívar, el más grande de los 23 estados que conforman la geografía nacional. Se estima que el caudal promedio anual del río Caura es de 3.500 metros cúbicos por segundo, de los cuales 2.050 salen del Salto Para y los restantes 1.500 son aportados por los ríos Nichare, Mato, Tacoto, Sipao, Cucharo y Tigrera. En sus 5 millones de hectáreas, la cuenca del Caura alberga cinco áreas bajo régimen de administración especial: el parque nacional Jawa Sarisariñama, ecosistema de tepuyes (mesetas) únicos en cuyas cimas se encuentran las enigmáticas cavernas de 350 metros de profundidad vertical, con flora y fauna altamente endémica; el Monumento Natural Serranía de Maigualida e Ichún Guanacoco, además de la Zona Protectora Sur del Estado Bolívar, importante reservorio de agua donde se ubica la cabecera de varios ríos; y la Reserva Forestal El Caura, decretada así desde 1969 dado los valiosos bosques que posee. Conserva el 17 por ciento de las especies florísticas del país, más del 32 por ciento de la fauna nacional y reporta una diversidad étnica representada actualmente por siete grupos indígenas: Yekuana, Sanema, Hotï, Pemón, Guajibo, Piapoco y Kariña
MERCURIO EN CABELLOS
Según detalla el estudio, en un universo estimado de 1 174 habitantes, se examinaron un total de 152 mujeres adultas (una
embarazada y lactando,18 embarazadas, 35 lactando y 98 no embarazadas) y niñas mayores de seis años, pertenecientes a cinco comunidades indígenas (Surapire, Tadakwaña, Ayawaña, El Palmar y Juwutunña o Santa María de Erebato) ubicadas aguas arriba y aguas abajo del área de influencia de los focos mineros (río Yuduwani).
Explica la investigación que los varones fueron excluidos del estudio debido a que el grupo femenino de la población es más vulnerable a la exposición del metal “y porque el largo del cabello permite determinar los niveles de mercurio de algunos años atrás”.
Las muestras de cabello humano fueron analizadas en el Laboratorio de Mercurio de la Estación de Investigaciones Hidrobiológicas que tiene Fundación La Salle en San Félix y los resultados evidenciaron que las 152 indígenas presentaron un nivel promedio de mercurio de 9,38 mg/kg (el valor permisible según la OMS es de 2 mg/kg); de los cuales, el 36,8% excede el nivel de 10 mg/kg; el 7,2% supera el nivel de 20 mg/kg “y el máximo nivel de mercurio capilar se presentó en una paciente que alcanzó 45,41 mg/kg”.
A la luz de estas cifras y según los criterios de la OMS, el documento advierte que cuando se presentan en mujeres embarazadas niveles de mercurio en cabello entre 10 y 20 mg/kg “se puede esperar un 5% de nacimientos con desórdenes neurológicos”. Al respecto, Salvador Penna, Doctor en Ciencias Médicas y uno de los científicos que participó en el estudio, dijo que existe “un riesgo potencial en ese 5% de presentar problemas en el desarrollo del aprendizaje, trastornos para la marcha, coordinación motora y pudiera haber trastornos visuales y auditivos”.
Asimismo, subrayó que esos valores elevados de mercurio en las mujeres embarazadas conlleva un riesgo mayor “por el traspaso del mercurio a través de la placenta y la leche materna, y como sabemos es el único medio que tienen las indígenas para alimentar a sus hijos a temprana edad”.

Valores promedio de mercurio en cabello por comunidad. Imagen escaneada de la tabla 2, página 11 del estudio.
MERCURIO EN LA DISTANCIA
El estudio también determinó la relación entre los altos niveles de mercurio y la cercanía de la población indígena a la desembocadura del río Yuduwani en el río Caura, aguas arriba del salto Pará, donde “es apreciable a simple vista la turbiedad del agua (…) desde que se intensificó la actividad minera”. Por ejemplo, Surapire se ubica a 78 kilómetros de la desembocadura del río Yuduwani y el valor promedio de mercurio de las 31 indígenas que fueron analizadas en esta comunidad yekuana registró 12,30 mg/kg el segundo más alto después de Tadakwaña, situada a 108 kilómetros, la cual evidenció 12,69 mg/kg. La comunidad más alejada de la desembocadura es Juwutunña o Santa María de Erebato, a 227 kilómetros, y la misma registró un valor promedio de 10,15 mg/kg.
“Estos resultados muestran que la población indígena está contaminada con mercurio incluso a distancias mayores de 200 km del punto de descarga de la contaminación generada por las minas al cauce principal del río Caura, aunque los niveles parecen ser ligeramente menores en los sitios distantes”. 

Indígenas yekuana de Surapire. Foto cortesía Dr. Salvador Penna
EXPOSICIÓN EN EL TIEMPO
Cabe destacar que a través del análisis efectuado en las cabelleras largas de las mujeres indígenas, se pudo obtener una información muy valiosa sobre la acumulación del mercurio desde diciembre 2006 hasta diciembre 2011, tomando en cuenta la particularidad que tiene el cabello humano de acumular un alto porcentaje de este metal por varios años. Los resultados muestran una tendencia al incremento de los niveles de mercurio capilar con el paso del tiempo “si no se emprenden acciones que tiendan a reducirla”.

PARA TENER EN CUENTA

El estudio finaliza con una serie de recomendaciones dirigidas a cesar el ingreso de mercurio a los ecosistemas terrestres y acuáticos en la cuenca del Caura; mantener monitoreo de los niveles de mercurio en agua, sedimentos del río y peces; despistaje de contaminación e intoxicación en la población indígena; garantizar la atención médica en neurología y toxicología en los hijos de mujeres con niveles entre los 10 y 20 mg/kg; disminuir consumo de peces carnívoros del río Caura y preferir otras fuentes de proteínas; entre otras.


Repetir estudio
El líder de la Organización Indígena Kuyujani, Asdrúbal Sarmiento, indicó que el estudio se entregó a diversos entes regionales: Instituto de Salud Pública, Dirección Estadal del Ministerio de Ambiente, Defensoría del Pueblo, Universidad Nacional Experimental de Guayana, Alcaldía del Municipio Sucre, Ministerio de Pueblos Indígenas y 5ta División de Selva. Dijo que el lunes 23 de julio una comisión de Fundación La Salle de Ciencias Naturales presentará el estudio ante las autoridades de los ministerios de Ambiente y de Ciencia, Tecnología e Innovación en Caracas; mientras que el próximo 2 de agosto tendrá una intervención en el Consejo Legislativo del Estado Bolívar. Expresó que ante la evidencia científica, los pueblos indígenas yekuana y sanema esperan de las autoridades del nivel central “una acción efectiva para eliminar la actividad minera que desde 2006 viene desarrollándose de forma ilegal en la zona, y se comience con la atención a la salud, aunque el Ministerio de Ambiente ya nos dijo que quiere repetir el estudio”.  

4 comentarios:

  1. que lamentable esta situacion, gracias a ciencia guayana por compartir la informacion...

    ResponderEliminar
  2. Gracias al colectivo Tatuy por seguir nuestras informaciones. Este es un problema grave de salud que trasciende los pueblos indígenas, se hace necesario realizar monitoreo en especial a las mujeres que evidenciaron niveles de mercurio por encima de la norma OMS.

    ResponderEliminar
  3. Hola, donde puedo conseguir el estudio citado? Seria posible que ustedes me lo envien? Muchas gracias....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Karina por contactar a cienciaguayana.com; el estudio fue realizado por la ONG Sociedad para la Conservación de la Vida Silvestre, Fundación La Salle de Ciencias Naturales y la Universidad de Oriente, a petición de la Organización Indígena de la Cuenca del Caura "Kuyujani" por lo que debes acudir a esta última para solicitar copia del estudio y el enlace puedes hacerlo a través de Fundación La Salle, sede ubicada en San Félix, estado Bolívar, Venezuela, teléfono 58-286-9311281.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...