RedUneg: doce años estudiando los bosques del Escudo de Guayana

Fotos cortesía Elios Sanoja y Gabriel Picón.


Esta red constituye una base científica para la conservación y el uso sostenible de los bosques, poco perturbados, de la Guayana venezolana

La RedUneg arriba a doce años de investigación científica dedicada al único estudio, a largo plazo, sobre la dinámica de bosques en el Escudo de Guayana. Esta red de monitoreo forestal fue creada en el año 2000 por la Universidad Nacional Experimental de Guayana (Uneg) y la Electrificación del Caroní (Edelca) en el marco de la construcción de la línea de transmisión eléctrica Las Claritas-Santa Elena de Uairén, que exhortó a la empresa hidroeléctrica nacional a desarrollar una investigación sobre la biodiversidad de la región Guayana.


El grupo de científicos que trabaja en la red está integrado por: Lionel Hernández, Elio Sanoja, José Ayala, Nay Valero, Jagni C. González, Luz Delgado, Mayerslin Echagaray, Litzinia Aguirre, Patricia Rodríguez, Jacqueline Ortíz, Leandro Salazar, Glenda Rodríguez y Hernán Castellanos por la Uneg; Cristabel Durán de la Universidad de Freiburg (Alemania); Nelda Dezzeo del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (Ivic); y Winfried Meier de la Fundación Instituto Botánico de Venezuela-Herbario Nacional.
Los especialistas explican que en principio el objetivo de la red consistió en levantar una base de datos para “registrar, analizar y modelar, a largo plazo, los cambios temporales de especies arbóreas y comunidades boscosas y su relación con suelo y clima a lo largo de un gradiente altitudinal entre la Sierra de Lema y la Gran Sabana”. Luego, en 2006 la red se amplió a fin de analizar “la composición, estructura y dinámica de parches de bosques en un paisaje dominado por sabanas en el norte de la Gran Sabana” y “los factores de riesgo en la reducción de hábitats en el Parque Nacional Canaima”.
Este último estudio, denominado proyecto Fragmento, cuenta con el cofinanciamiento del Fondo Nacional de Ciencia y Tecnología (Fonacyt) y el mismo se lleva a cabo de forma interinstitucional y multidisciplinaria con participación de investigadores de la Universidad Simón Bolívar, Ivic, Uneg y CVG Secretaría Ejecutiva de la Autoridad de Área Gran Sabana.
Para los científicos de la RedUneg es fundamental inventariar, monitorear y evaluar los recursos biológicos presentes en el Escudo de Guayana para poder garantizar su conservación y uso. “Un mayor entendimiento de los mecanismos del funcionamiento y la sucesión vegetal de los ecosistemas es un insumo básico para garantizar su supervivencia a largo plazo”. En tal sentido, señalan que entre los principales logros obtenidos se encuentran:
1. Una base de datos de 9.083 fustes leñosos de 20 comunidades boscosas censadas sucesivamente en períodos de 3 a 11 años.
2. Un total de18 informes técnicos y artículos publicados o en vías de publicación en revistas científicas arbitradas y 22 presentaciones en congresos o similares.
3. Ha servido de plataforma conceptual y logística para más de 15 proyectos de investigación ecológica entre tesis de pregrado, magíster, trabajo de ascenso, pasantías, entre otras.
4. Se han identificado 10 especies arbóreas nuevas para la ciencia y 13% de las especies arbóreas en los bosques nublados son endémicas de Sierra Lema, siendo la familia Laurácea la más dominante.
5. Una lista de 385 especies leñosas, con 220 nombres en lengua indígena Pemón-Arekuna, y 3 protocolos de medición.
6. Se realizaron cinco presentaciones en comunidades indígenas y se capacitaron 9 asistentes de investigación y 3 trabajadores locales en técnicas de levantamiento de bosques, monitoreo ecológico forestal, muestreo de suelos, escalada de árboles y dendrología.
7. Se estableció un sendero de interpretación de un bosque nublado en Sierra Lema, que servirá para actividades de educación ambiental, dirigido a escolares, visitantes y turistas, el cual ya fue validado con una visita guiada de 22 escolares indígenas.


Grupo de científicos de la RedUneg en inventariando los bosques del Escudo de Guayana.

BENEFICIOS
Los científicos están convencidos que los resultados serán útiles “para entender, examinar y predecir de manera más acertada algunas de las consecuencias ecológicas y sociales que generará el cambio global; suministrando información, al Estado y a la sociedad, requerida para instrumentar políticas y actividades de gestión ambiental que permitan mitigar los efectos negativos derivados”.
Otro beneficio será el uso de la información generada y los sitios de estudio, “como instrumentos para actividades de educación ambiental y ecoturismo, contribuyendo así al entendimiento y reconocimiento público del valor de los recursos y servicios ambientales suministrados por los bosques y la necesidad de su protección como aporte imprescindible al bienestar humano”.
No obstante, los especialistas concuerdan en que lograr la instrumentación exitosa de lo anterior, “requeriría una cooperación con científicos sociales que acompañen este monitoreo, instrumentando programas de prevención y mitigación. Ambos enfoques deberían integrarse a un concepto y estrategia de uso sostenible y conservación de la diversidad biológica regional”.

Valioso Escudo
El equipo que integra la RedUneg destaca el valor del Escudo de Guayana al albergar la extensión más grande de bosques tropicales poco perturbados del planeta. “En esta región, los bosques de la Guayana venezolana conforman más del 80% de la superficie boscosa del país situación de gran importancia nacional en términos de generación de bienes y servicios ambientales (papel clave en el ciclo global del carbono), como reservorios de biodiversidad, fuentes de madera, productos forestales no maderables, recursos para el sustento de pobladores indígenas y cobertura protectora de cuencas hídricas suministradoras de agua potable e hidroelectricidad”. Mencionan que estos bosques tropicales están sometidos a una serie de amenazas como: elevación de temperaturas, cambios en la precipitación, fertilización de CO2, procesos de deforestación, fragmentación y empobrecimiento biológico; por lo que “disponer de tal conocimiento sería útil para poder garantizar su conservación y uso sustentable. En este sentido, el monitoreo o investigación ecológica, continua y sistemática a largo plazo, realizado en sitios de muestreo representativos de paisajes y ecosistemas forestales, característicos de la Guayana venezolana, es un instrumento clave para cuantificar patrones y cambios ecológicos”.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...